Antecedentes

El 20 de octubre de 1904 Bolivia firma con Chile el Tratado de Paz y Amistad por el cual se define el límite entre estos dos países.

El 23 de septiembre de 1908 la Prefectura de Potosí concede el uso de las aguas del Silala a la empresa The Antofagasta and Bolivian Railway Company Limited.

En Junio de 1997, el Ing. Omar Manzano, Prefecto y Comandante del departamento de Potosí, por mandato del gobierno, gestiona la cancelación del Documentos Contrato de Concesión de las aguas del Silala a la empresa anglo-chilena. (continuará ………)

Sobre el Conocimiento del Silala

(Parte I)

                         Cañadon del Silala

En julio de 1991, después de una reunión de CIRESU (Complejo Industrial de los Recursos Evaporíticos del Salar de Uyuni), donde se discutió la entrega del Gran Salar de Tunupa (Uyuni) a la Lithium corporation of America (Lithco) y siendo que las representaciones de la provincia Daniel Campos y la Central Obrera Departamental fueran rechazadas por voto del resto del Directorio de CIRESU, viajé a La Paz con el fin de denunciar este atropello que sufría mi provincia (Daniel Campos) y surge la idea de realizar una investigación sobre la frontera entre Chile y Bolivia, porque en ese momento había mucha especulación sobre el estado de la ubicación de los hitos metálicos eregidos en la frontera entre Chile y Bolivia.

Esta idea fue propuesta al director de radio FIDES, Padre Eduardo Pérez Iribarne, quien aceptó el proyecto, luego se elaboró el mismo, con datos más precisos, como el tiempo de recorrido, la composición de la Comisión, documentos como el Tratado, las hojas cartográficas, la fecha y hora de salida, etc., etc. La Comisión, estaba compuesta por Milton L. Lérida Aguirre, Anacleto Lérida Lucas (Q.E.P.D., Padre), Melecio Alvarez Quispe (Q.E.P.D., Tío), Gregorio Zalazar (Chofer), además acompañaron a la Comisión FIDES, miembros del IGM (Instituto Geográfico Militar), a la cabeza del My. Angel Condo y un Sargento.

En septiembre de 1991 se inicia un recorrido por la frontera entre Chile y Bolivia con el objeto de verificar y conocer la ubicación exacta de los hitos metálicos eregidos en la frontera. No olvidemos que el 20 de octubre de 1904 Bolivia y Chile suscribieron el Tratado de Paz y Amistad de 1904 (Tratado), donde está definido el límite de la frontera, sin embargo el pueblo de Bolivia poco o nada conocía sobre la demarcación de la frontera, hasta que la Comisión FIDES  hizo conocer los detalles de la demarcación del límite.

De otro lado, las autoridades y la prensa boliviana informaban que los chilenos habrían movido los hitos y por tanto la demarcación de la frontera había cambiado respecto a lo que señalaba el Tratado de Paz y Amistad de 1904, estas observaciones fueron conocidas poco a poco por la Comisión FIDES.

 

Objeto del trabajo de la Comisión

Para constatar estos hechos, el autor y responsable de la Comisión, propone al padre Eduardo Pérez Iribarne, Director de radio FIDES un proyecto, que tenía por objeto verificar la demarcación y la ubicación de los hitos metálicos eregidos por las Comisiones de Límite de las cancillerías de Bolivia y Chile.

La Comisión FIDES, sale de la ciudad de La Paz el 12 de septiembre de 1991 con destino al cerro Zapaleri en la frontera de Argentina, Bolivia y Chile, que es el punto de límite No. 1, según el Tratado.

Recorriendo por la frontera y después de descansar en el campamento de ENDE, en  Laguna Colorada, visitamos el sector entre el cerrito de Silala[1]  y el cerro de Inacaliri[2] .

En esa oportunidad observamos y constatamos varias vertientes de agua, que están ubicadas a unos 2 a 5 Km. respecto al hito metálico No. LXXIII (Hito Silala)[3], eregido sobre una planicie en la parte sur, respecto a la cumbre del cerro Inacaliri.

La Comisión FIDES, en sí, tenía otro objetivo, sin embargo inmediatamente surge la pregunta: ¿quienes trabajan en las aguas del Silala?, ¿en base a qué orden o documento?, ¿qué autoridad había ordenado estos trabajos?, en fin no sabíamos si eran chilenos o bolivianos quienes trabajaban en el lugar, y desde cuando realizaban este trabajo. Había muchas preguntas que no podían ser respondidas en ese momento, a pesar de esto se ha hecho conocer todo estas preguntas pero las autoridades de la cancillería, de ese entonces, desconocían este tema.

Una vez en La Paz, realizamos las investigaciones pero nadie nos daba razón sobre las aguas del Silala y su situación legal, hasta que el Dr. Carlos Estrada Ramírez (Q.E.P.D.) me proporciona una fotocopia de la DocumentosConcesión de las aguas del Siloli[4] a la empresa The Antofagasta and Bolivian Railway Company Limtited, donde se habla de un trámite que había realizado el representante de la empresa anglo-chilena con el fin de utilizar este recurso vital para las “locomotoras”, que hacían la travesía de Antofagasta a Ollague y Oruro.

Así mismo, el Instituto Geográfico Militar (IGM)[5], elaboró una hoja cartográfica del sector del Silala, donde también se puede observar que las fuentes o vertientes de las aguas del Silala están íntegramente en territorio boliviano.

Por otro lado, las aguas del Silala son de vital importancia para el desarrollo de la industria minera chilena, nos referimos a los yacimientos ubicados en Chuquicamata (al norte de la ciudad de Calama).

No olvidemos, que la industria minera en Chile constituye casi el 80% del producto Interno Bruto (PIB), por tanto las aguas del Silala es prácticamente necesario para el desarrollo de la industria minera.

Desgraciadamente, las autoridades bolivianas poco o nada han hecho para hacer prevalecer la soberanía de las aguas del Silala, que fueron prácticamente abandonadas, desde el momento en que fueron entregadas a la empresa anglo-chilena en 1908.

De acuerdo a la escritura de concesión número 48[6], para la entrega de las aguas del Silala, señala textualmente “…. y consiguiente adjudicación del uso de las aguas, que forman unas vertientes, denominadas “Siloli”, existentes en la comprensión del vice cantón Quetena de la provincia de Sud Lípez, de este departamento; la otorga el señor prefecto accidental don René Calvo Arana, en su carácter de superintendente de hacienda del departamento, en favor de la compañía “The Antofagasta (Chili) and Bolivian Railway Company Limited”, representada en forma legal y correcta para el Procurador de Número don Teodosio Cruise, como consta del Poder sustituido de hojas 10 de los poblados de la materia, otorgado por el apoderado primitivo señor Benjamín Calderón, en la ciudad de La Paz en 7 de septiembre del año en curso y transcrito más adelante; todo de conformidad a los honrados y documentos originales organizados y ejecutoriados a este efecto, que instruyen explícitamente, transcribiéndose a continuación.-Lo preceptuado por el Artículo 10, inciso tercero, Sección primera del decreto supremo reglamentario del 11 de febrero de 1905, se haya cumplido con la inclusión de dos hojas de papel sellado de séptima del valor de 10 bolivianos cada una, como primeras dos hojas de la presente escritura ejecutorial de concesión y adjudicación de aguas.-En la ciudad de Potosí, ahora es una de la tarde del día 23 de septiembre de 1908 años; ante mí el ciudadano Francisco Iñiguez, Notario de Hacienda de este departamento, con residencia fija en esta capital, bajo la jurisdicción de la prefectura y Comandancia General del Departamento y ante los testigos que al final irán designados suscritos, fue presente en su despacho ordinario el señor Prefecto y Comandante General del Departamento accidental don René Calvo Arana, mayor de edad, soltero, empleado público, de este vecindario, boliviano y con la competencia legal propia para éste otorgamiento, A quien de conocerlo Doris Se y dijo: que para la mayor validez de la presente escritura de concesión del uso de las aguas del río “Siloli”, formado de unas vertientes, existentes en el Vice-Cantón Quetena de la comprensión de Sud Lípez, de este Departamento, es menester la inserción de los honrados y documentos originales pertinentes, en este especial “Registro de Contratos Públicos”, siendo el tenor literal de ellos como sigue:.- Poder Especial.- “The Antofagasta (Chili) and Bolivian Railway Company Limited” A.- Benjamín Calderón.-Número 1576.-En Antofagasta, República de Chile, a 21 de junio de 1908, ante mi Alberto Cavero, Notario Público y Conservador de Bienes Raíces, Interino del Departamento, según nombramiento copiado a fojas 980 una del presente Protocolo de Instrumentos Públicos y los testigos cuyos nombres se expresarán a la conclusión, compareció don Eduardo Stallibras, en representación de la sociedad “The Antofagasta (Chili) and Bolivian Railway Company Limited”, según se comprobará, el otorgante, mayor de edad, de este domicilio, a quien conozco y expuso: Que confiere poder especial a don Benjamín Calderón, domiciliado en Bolivia, para que en nombre y en representación de la sociedad nombrada, solicite de la Prefectura de Potosí, en la Provincia de Porco o Sud Lípez del Departamento, las aguas de “Siloli”, situadas en la comprensión de dicha provincia, para la alimentación o abastecimiento de las máquinas del Ferrocarril, todo inconformidad al Supremo Decreto de 1879, elevado al rango de ley de ese país en 28 de noviembre de 1906. Seguido al efecto, el apoderado, hará uso de todas las facultades que le otorguen las leyes de esa República para el mejor desempeño de su cometido tipo. La personería del señor Stallibarss se acredita con el poder general otorgado a favor de don Heriberto Mapleton Hoskins, por don Alfred Frewin y don Enrique Drummond Greville, Director y Secretario respectivamente de The Antofagasta (Chili) and Bolivian Railway Company Limited, ante el Notario de Londres, en Inglaterra, don Horacio Arturo Erith de Pinna, el 6 de mayo de 1907, poder que se haya escrito en el Registro de Comercio de este Departamento, con fecha 2 de agosto de ese mismo año, y que fue delegado en la persona del compareciente, según escritura número 1318 otorgada ante mí, con fecha 29 de mayo último, en la cual se haya íntegramente inserto en referencia, dándose por reproducidos a solicitud del mismo otorgante.-Así lo otorgó, firmado tachar eso afirmando ante mi y los testigos don Modesto Mella y don Esteban Vicente Puccio O. A. Cabero, Notario Público. …….”

Canales construidos por los chilenos

Las aguas del Silala fueron concesionadas a la empresa anglo chilena pero este documento, a decir verdad, adolece de una serie de fallas que no fueron tomados en cuenta en esa oportunidad, es decir: Primero.- no se fija el precio o valor del agua, Segundo.- no se toma en cuenta el tiempo de concesión y Tercero.- no se fija la unidad de volumen (¿será en hectolitro o metro cúbico?).



[1] Cerrito de Silala, punto de límite No. 16, según el Tratado de Paz y Amistad de 1904.

[2] Cerro Inacaliri, punto de límite No. 17, según el Tratado de Paz y Amistad de 1904.

[3] Hoja Cartográfica del IGM 5927 I, Cerro Silala Chico, Edición 1 IGM, VII1972

[4] Ilustre Colegio de Abogados de La Paz: Problemática de las aguas del Silala, Seminario del 26 al 27 de febrero de 1997.

[5] Hoja Cartográfica del IGM  IBID

[6] Concesión de las aguas del siloli, IBID